martes, 7 de enero de 2014

El Segundo del Niño roza Gamonal con un premio de 75.000 euros

Un décimo del Segundo Premio, el 69.362, sellado en una terminal digital del despacho de prensa Popeye de la avenida Eladio Perlado, fue lo más cerca que los premios gordos del Sorteo del Niño estuvieron en Burgos. El anónimo poseedor de la papeleta, a buen seguro uno de los vecinos del barrio de Gamonal habituales del despacho del número 42, se llevará un ‘pellizco’ de 75.000 euros (antes del 20% de impuestos).
El muy repartido Segundo Premio -se vendió en más de una treintena de localidades, entre ellas Salamanca, Candeleda (Ávila), Iscar (Valladolid) y Puebla de Sanabria (Zamora), además de Burgos- apenas alteró la venta de periódicos y revistas de Popeye y menos la calma chica de la mañana deReyes en Eladio Perlado. El dueño del aparato receptor 18.150, Carlos Sáez de Buruaga, se enteró de la suerte por una llamada de los periodistas y solo fue consciente de los hechos cuando un representante de Loterías y Apuestas del Estado vino con el preceptivo cartel anunciador de la buena nueva, que pegó bien destacada en la puerta de acceso al local.
Sin el descorche de cava ni la algarabía y aglomeraciones propias de estas ocasiones, fue la presencia de las cámaras y micrófonos lo que alertó a algunos vecinos que transitaban por la acera, que se acercaron a Popeye para comentar la suerte, llamar con su móvil a la familia por si acaso o inmortalizar en una foto tan histórico momento.
Con apenas un año y medio de actividad, Carlos Sáez desconocía quién podría ser el acertante porque, entre otras cosas, con el expendedor digital de billetes ha desaparecido toda la magia de las series colgando del cristal del despacho, del corte de los décimos elegidos expresamente por el cliente y del clásico ‘a ver si este toca de verdad’ antes de llevárselo al bolsillo. El de ayer fue el segundo gran premio de Popeye tras los 35.000 euros de un Euromillones otorgado en julio del año 2012.    

Pedreas
Esta fue toda la historia del Niño en Burgos, además de las consabidas terminaciones y pedreas. Desde Loterías Mayte y La 3 de Aranda se estimaba en 1,2 millones de euros lo devuelto por estos conceptos a la clientela habitual. La número 7 de Burgos, ‘El gato negro’, repartió 662.800 euros en premios menores.
Los burgaleses nos jugábamos en este sorteo 12,1 millones, a una media de 32,33 euros por cabeza, lo que nos situaba en el segundo puesto del ranking de gasto nacional, solo superado por Soria.
El número 76254 ha sido agraciado con el ‘Gordo’ de ‘El Niño’, dotado con 2 millones de euros por serie, que ha sido vendido en la administración número 3 de Monforte de Lemos (Lugo). Además, la fracción quinta de la serie 21 del 76254 ha sido el décimo agraciado con el Premio Especial acumulado de 40 millones.
Mientras, el tercer premio ha sido para el número 08347.


No hay comentarios:

Publicar un comentario